Si un día desaparezco…. Quema todo!

Si un dia desaparezco, por favor hagas lo que hagas, no permitas que dejen de hablar de mi.

Quiero que todos hablen de mi, de lo que me “pudo haber pasado”. No me interesa si son suposiciones que vayan desde que me secuestro una mafia hasta historias de que me raptaron los OVNIS. Quiero que la noticia de mi desaparición sea mediática, motivo de conversaciones en chats y grupos de Facebook, y que mi foto circule por todos lados.

Si aparezco muerta y mi muerte es “extraña”, quiero que digan que “me asesinaron”, “que me violaron”, “que me descuartizaron” y que hablen de todos los supuestos o reales hallazgos de mi necropsia. Quiero que la noticia de mi muerte sea motivo de discusiones, debates y suposiciones. No quiero que me llores (ya tendrás tiempo de hacer eso después), quiero QUE GRITES.

No quiero que enciendas velas, y no quiero que digas jamás “hay que respetar la memoria de la muerta y dejarla descansar en paz”, ¡por favor no digas eso! ¿Qué paz puedo tener si no se descubren las causas de mi muerte? ¿Qué paz puedo tener si no descubren a mi asesino?

Hermana, nos están matando. Cuando aparecemos muertas, la culpa es nuestra.

  • Porque salimos solas.

  • Porque nos gustaba ir de fiesta

  • Porque salimos con desconocidos

  • Porque “lucimos nuestros cuerpos”.

  • Porque no nos educaron “bien”

  • Porque no “nos comportamos” como mujeres “decentes”.

Lo último que querré es que esperes a que la justicia “haga lo suyo”, porque nunca lo hará. A las mujeres nos matan por ser mujeres. Nuestras muertes son un número. No nos violan por “placer”; nos violan por “poder patriarcal”. Cuando sobrevivimos a una violación sexual y denunciamos: no nos creen. Cuando no sobrevivimos a una agresión, nos echan la culpa.

 Hermana, busca tú la justicia, sal y grita, clama mi nombre y difunde mi foto, difunde las noticias que salgan sobre mi muerte, pide explicaciones a todos los que puedas, has que mi nombre sea tendencia en Twitter.

Hermana, ¡nos están matando y nadie hace justicia! Nos entierran y dicen “que en paz descanse” y se olvidan del asunto. No permitas que eso me suceda porque no hay paz en la impunidad, no hay paz en el desconocimiento, no hay paz sino castigan a quien sea que me haya matado.

Si te critican por hacer escándalo con mi muerte, que no te importe. Desde donde yo esté, sabré porque lo haces, te estaré agradeciendo y rezando porque no te rindas.

 No enciendas velas alrededor de mi ataúd, enciende cólera e indignación en los corazones de la gente, enciende una antorcha y dirige una multitud a protestar en mi nombre.

Te lo agradeceré toda la eternidad.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: